Opiniones

Nizao-Las Auyamas pierde a uno de sus hijos predilectos

Por César Rafael Casado

El Distrito Municipal Nizao-Las Auyamas ha perdido a uno de sus hijos más distinguidos hoy, Ramón Custodio, cariñosamente conocido como Chamón.

La partida de un ser querido es uno de los momentos más difíciles de la vida, un capítulo inevitable en nuestra existencia que nos invita a reflexionar sobre la huella que esa persona dejó en nuestro corazón y en el mundo que compartimos. De marque les comparto algo breve sobre mi querido padrino sobre su paso por esta tierra.

Para comenzar,  carrera magisterial, Chamón fue un humilde docente durante décadas. Comenzó su labor docente en la década de los 80 en uno de los lugares más remotos de la provincia de San José de Ocoa, La Mesa de Domingo, ubicada en El Cercado, El Pinar (D. M.). Más tarde, fue trasladado a su Distrito natal, Nizao, donde continuó impartiendo conocimientos durante varios años hasta su jubilación.

En el ámbito político, Chamón fue elegido alcalde por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) durante el sexenio 2010-2016. Durante su mandato, contribuyó significativamente al progreso de su amado municipio, Nizao-Las Auyamas, a través de proyectos como la limpieza de cunetas, mejora del alumbrado público, reparación de puentes y alcantarillas, apoyo a las festividades locales, iniciativas a favor del medio ambiente y asistencia social, incluyendo el respaldo económico a estudiantes de escasos recursos. En la actualidad, tenía aspiraciones de convertirse en regidor por la Fuerza del Pueblo.

En el ámbito agrícola, Chamón se dedicó a trabajar desde una edad temprana, dedicando su tiempo completo a esta labor. Bajo el ardiente sol, trabajaba la tierra con una yunta de bueyes. A la hora del almuerzo, cumplía con su ritual de almorzar con su familia en su hogar de siempre, en El Alto.

La familia siempre ocupó un lugar central en su vida. Fue un consejero de confianza, y muchas personas acudían a él en busca de orientación. Le sobreviven su querida esposa Sandra, y sus hijos Maryelis, Betsi, Alis y José Ramón.

En cuanto a su compromiso social, siempre estuvo al lado de las mejores causas y luchó por los intereses de su comunidad. Durante su vida, abogó por la conclusión de la carretera que conecta a Nizao-Las Auyamas con el municipio de Rancho Arriba, la cual se encontraba paralizada desde 2016. Además, lideró la lucha en apoyo a los agricultores de La Horma, quienes hasta el día de hoy luchan por no ser desalojados de sus tierras. También trabajó activamente para solicitar la construcción del Liceo de Nizao-Las Auyamas, obra que en la actualidad pide su construcción.

En fin, Chamón Custodio fue mi padrino, tío y un gran hermano de mi padre, Rafael Casado. Fue un hijo distinguido de la Provincia de San José de Ocoa y el hijo predilecto de Nizao-Las Auyamas.

El autor es politólogo.

Redacción El Ocoeño

El sitio informativo de la comunidad ocoeña en el mundo. Periódico líder de San José de Ocoa y la Región Sur dedicado a historias y noticias generales.
Botón volver arriba
error: Contenido protegido